Mándanos un e-mail a info@malayakahouse.es
COLABORA

Elijah

En febrero de 2009 un bebé de tres meses fue encontrado solo y abandonado en la carretera, así que Robert llamó a la policía de Kawempe y preguntó si Malayaka House podía hacerse cargo de él. Estaba muy débil y malnutrido, pero con buena salud. No se sabía nada sobre el pequeño, así que lo primero fue visitar al médico, empezar con vacunas y desde ahí comenzar a construir su historia.

Las aunties le llamaron Elijah y le dieron la bienvenida con amor y energía, igual que habían hecho con los 19 niños que habían llegado antes. Es precioso ver cómo se implican cuando llega un niño nuevo a la casa, y cómo les cuidan como si de sus propios hijos se tratase.

Elijah es ahora un niño sano, activo y con una energía increíble. Los niños mayores, incluso los que no lo son tanto, saben lo importante que es que incluyan a los pequeños en sus interminables juegos. Así que aunque Elijah sea de los más pequeños es tratado igual que el resto. Sali y él son muy buenos amigos, y éste actúa como si fuese su hermano mayor y su modelo a seguir, tienen una relación muy especial.

Elijah es “un tipo duro”, y las aunties y voluntarios tienen que estar constantemente frenándole para que no se pelee o haga daño a sus hermanos cuando juegan a juegos de chicos. No es fácil para él ser más débil y más pequeño que el resto, ya que en su cabeza las cosas las ve diferentes, él es el jefe, el líder y un competidor extraordinario. Pero a pesar de su temperamento, Elijah es un niño dulce, cariñoso y es normal verle enganchado y abrazado a los voluntarios que nos visitan.

Se graduó en 2015 de Infantil y ha empezado a ir al colegio Pearl of África con Arnold y Amina. Es muy inteligente y los profesores nos confirman que todo lo que tiene de travieso en casa, lo tiene de tranquilo y atento en el colegio.

children malaykahouse Elijah